Tienda España  |  Tienda México
 Ediciones
Login

         
2017-01-18
«Gamoneda: Es una casualidad que no entiendo, la de estar dentro de mí». Reseña del libro La prisión transparente de Antonio Gamoneda en El Comercio.
2016-12-12

Natalia Carbajosa: «Poesía en movimiento: Elizabeth Bishop» en Jot Down.

2016-11-30

Diego Doncel: «Estar aquí y en otra parte». Reseña de Transpoética de Leo Zelada en ABC Cultural.

2016-11-30

Hora América en Radio 5 - 'Transpoética', de Leo Zelada.

2016-11-28

Daniel Gigena: «María Negroni. "La literatura busca mejorar la calidad de las preguntas"». Entrevista a la autora en La Nación.

2016-10-25

Santos Domínguez: «Weldon Kees. Para mi hija». Reseña del libro El club del crimen en Encuentros de lecturas.

2016-10-24
Francisco Javier Irazoki «Albertine» . Reseña de Albertine de Anne Carson en El Cultural.
2016-06-21
Entrevista a Leo Zelada en Babab por Chema Rubio Velasco 
2016-04-07
Nota en NVI noticias de la presentación de Cuanto más te debo de Michael Sledge en Oaxaca.
2016-03-30
Nota en El proceso de la presentación de Cuanto más te debo de Michael Sledge en Oaxaca.

     

TRANSPOÉTICA: PUREZA LÍRICA

La pureza en la poesía a veces ha quedado ausente.  Se ha desvirtuado en esta era donde las redes sociales,las herramientas tecnológicas han conseguido convertirse en un escaparate de “nuevos poetas”,   aficionados a escribir. Por un lado es cierto que  ha revitalizado la poesía, que las personas se acerquen a ella. Sin embargo, el peligro es  la cantidad, ha ocultado la buena calidad, o quizás hemos olvidado las claves para entender la buena poesía, el poeta que vive por y para  ella. El poeta que respira, las 24 horas.

La poesía es mi única patria / y su lenguaje / mi idioma universal.

No se entiende el poema si antes no exige un proceso interno de conocimiento, de asimilación, de convertir las emociones y los sentimientos, en una contemplación humanística, quizás “divina”, de don que otorga la naturaleza al bardo que es capaz  con su yo interno de transfigurar, de ascender de la pura realidad y  de la emoción; una  mística de la palabra: no es más que ser pura imagen real del mundo, de las personas, de la realidad, de la belleza, del dolor o de la sombra.

En  las primeras páginas se descuelgan un halo  de belleza semejante al haiku en sus poemas más cortos, convirtiendo al lector en un proyector de imágenes sugerentes, sutiles, como la caricia del viento en los ojos.  Un ligero susurro que encontramos en poemas como AURORA BOREAL.

En otros sufre una metamorfosis, una travesía, un cambio de rumbo que sugiere palabras para golpear la condición que encierra dentro de él.  Con  un lenguaje directo, claro, demoledor, y a veces contencioso:

“Me he despertado en un sueño convertido

en el escarabajo de Kafka

leyendo en una cafetería de Ginebra

Las ruinas circulares de Borges…

detrás del ocre un árbol rojo se levanta,

abro los ojos y es otra persona la que habita ahora mi cuerpo…”

 Transpoética es  rebeldía, mucha reivindicación, por y para el poeta, por y para el verso. Leo es un contrapunto a la actualidad de hoy, como Rilke  un rebelde hacia dentro, una figura rotunda. Quizás pocas veces nos encontremos con un poemario que habla más del interior, del “sentir poeta” que del poeta, o que la realidad vaya paralela a los ojos de quien escribe…Creo que realidad y poeta se unen en este libro…no hay paralelismo que oscurezca una de las dos partes, sino una línea continua de dos realidades fundida en una sola.

Un poeta es cualquier hombre, pero no cualquier hombre es un poeta.

Hace falta tener un don y un corazón enorme

para soportar a veces el dolor profundo del misterio.

Un poeta se refugia en su cuarto y le dan ataques de pánico

de contemplar tanta gente de golpe,

pero no es porque los odie, simplemente

donde otros ven muchedumbres

él ve una enorme procesión de silencios.”

 

Caricia, contemplación, rebeldía, ingredientes que deben ser comunes en la mayoría de nosotros, pero a día de hoy muy difícil de conseguir ser palabra y vida, o ejemplo.

Y mucho menos encontrarla en el verso.  Acercándonos a esta obra, podemos entender qué significa vivir por y para la poesía, que significa ser poeta y huir de los aforismos, de las pretensiones banas y del postureo.

Puede que me quede corta en esta reflexión y que incluso Transpoética deba tener un análisis mucho mayor, de cada verso, de cada palabra o de cada poema.  Pero es el propio libro quien se autoanaliza y se cuestiona, no son unos ojos extraños que leen las líneas y ofrecen una conclusión. La conclusión ya existía mucho antes de saberse conclusa.

No voy a un recital de poesía por mis cinco minutos de fama.

La poesía es mi puta forma de ver el mundo,

es el ardor que atraviesa mi garganta,

el humo del cigarro que va matando día a día mis pulmones…

Con este argumento la sentencia es firme:

La poesía tiene que ser humana, si no es humana, no es poesía (V. Aleixandre).

Isabel Rezmo.

         
     
Vaso Roto S.L.U.
España
c/ Alcalá 85, 7º izda.
Madrid 28009

 
Vaso Roto en Facebook (España)
Vaso Roto en Facebook (México)
Vaso Roto en Twitter
 
Vaso Roto blog
Pin Vaso Roto
 
  Vaso Roto Ediciones
México
Humberto Lobo 512 L. 301 | Esquina Río Volga
Col. Del Valle
66220 San Pedro Garza García, N.L.
Vaso Roto Ediciones